GEMA HASSEN-BEY: “NO ME HE RENDIDO PARA PODER VIVIR EL SUEÑO OLÍMPICO HASTA CINCO VECES”

Gema Hassen-Bey es de esos atletas inspiradores que representan en sí mismos el espíritu olímpico. Finalizado su recorrido deportivo, en el que hizo Historia, con mayúsculas (al menos para el deporte de la esgrima español y el paralímpico en general), afronta un nuevo reto del que nos habló. Pero antes recorrimos brevemente su brillante periplo paralímpico: Soy de las pocas deportistas paralímpicas que llevo cinco Juegos Olímpicos. Me quedo con todas mis historias vividas en los Juegos: con las buenas y con las menos buenas; con los triunfos y con los momentos difíciles porque creo que todo me ha aportado cosas para el deporte”.

Entre todo el esfuerzo requerido para lograr no solo ser cinco veces olímpica, sino conseguir doce títulos olímpicos, ni más ni menos, Gema se queda con varios grandes momentos: “He tenido dos mejores momentos: la medalla de Barcelona que, con meses de preparación llegaron los Juegos y hacerte con la primera medalla para España de la esgrima paralímpica fue muy bonito. En realidad fue la primera medalla paralímpica y olímpica en esgrima para España. También tengo como muy buen momento el de la primera candidatura de Madrid para organizar unos Juegos, en Singapur, para los de 2012. Fui la primera deportista paralímpica apoyando una candidatura. Iba con mis compañeros olímpicos hablando y defendiendo la candidatura. Repetí para la candidatura de 2016. Ahora me encanta ver que todos los países con sus respectivas candidaturas llevan a algún atleta paralímpico. La mía fue la primera vez en el mundo en que se hizo, así que fue un poquito como demostrar que también estamos ahí”. Como decíamos, Hassen-Bey ha hecho historia, pues.

Su labor para hacer más visibles los Juegos Paralímpicos en España no quedó en lograr medallas una Olimpiada tras otra, sino que, como comunicadora que es –ha estudiado Ciencias de la Información- fue pieza determinante en realizar por primera vez un resumen diario de los Juegos Paralímpicos en TVE. Como ella misma dice “el deporte y la comunicación son los dos ejes en los que me muevo. Estoy contenta de haber formado parte de ese proyecto, que peleé personalmente junto con el Comité Paralímpico y Televisión Española, y demostrar que se podía contar los Juegos Paralímpicos igual que los Olímpicos, con un resumen diario. Costó convencerles porque hasta una semana antes no sabíamos si iba a salir el proyecto o no. Para mí fue como vivir otros Juegos de nuevo porque llamaba a los compañeros, preparábamos las historias, las hacíamos en directo cada noche…Fue muy intenso y muy bonita también la labor y la interacción con ellos y cómo se fueron volcando y además luego las audiencias que demostraron que el deporte paralímpico puede ser contado igual que el deporte olímpico”.

La vida en la villa olímpica de los atletas paralímpicos es, si cabe, más ilusionante que la de sus compañeros olímpicos: “Tengo tan buenos recuerdos en el estadio con en la villa olímpica, con los compañeros y con gente de todas las partes del mundo, que cuando nos mirábamos a los ojos sabíamos que habíamos superado muchas cosas para compartir ese momento, para compartir los Juegos, así que la verdad es que la villa es para nosotros muy especial”.

Desde Barcelona 92 hasta Pekín 2008 no ha faltado a ninguna cita olímpica, teniendo asimismo peso en las candidaturas olímpicas de su ciudad, Madrid, para los Juegos de 2012 y 2016 (destaca el pasear la antorcha de Atenas 2004 por Madrid como uno de sus momentos más inolvidables) Pero de entre todos sus experiencias destaca la de Barcelona 92 “pero porque allí se hizo todo muy bien y luego el ambiente de la ciudad, de la villa…esa frase de “amigos para siempre”, que es verdad, ya que tengo amistades de allí para toda la vida y para mí son los más bonitos”.

Al fin y al cabo. Gema Hassen-Bey resume de una forma muy clara lo que ha sido su trayectoria deportiva: “Cuando empecé me decían un poco que estaba loca, sobre todo por haber escogido un deporte “emergente” como la esgrima, ya que no era uno de los deportes mayoritarios, pero a mí me ha apasionado y me apasiona la esgrima, no solo como deporte, sino como estilo de vida y todos los valores que he aprendido desde el deporte y que vuelco también a todos los proyectos profesionales y personales. Ha sido un trabajo muy intenso de muchas horas para poder estar en cinco Olimpiadas, sin rendirme pasara lo que pasara para poder llegar a vivir un sueño una vez cada cuatro años”.

Ese espíritu olímpico que sin duda posee lo vuelca ahora en su proyecto de ser la primera mujer en el mundo en subir a la cima del Kilimanjaro en silla de ruedas, que implica también “un proyecto social que ayude a los demás, con el desarrollo de la tecnología que necesito para la silla, para salvar pendientes, selva y la nieve que vamos a encontrar. Yo creo que el deporte puede cambiar el mundo y los deportistas estamos preparados para al menos intentar luchar por ello”.

062

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Entrevistas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s